lunes, 29 de octubre de 2007

Humor autonómico.

El otro día estaba dándole vueltas a como, dependiendo de quien esté – por decirlo de alguna manera- al mando de las operaciones en uno u otro canal autonómico, cambia por completo el corte de programa que tiene mayor repercusión fuera de sus “fronteras”.

Como en los chistes aquellos de “un español, un francés y un alemán”, voy a coger tres programas: uno vasco, uno catalán, y otro madrileño.

El vasco, que bien podría ser del mismo Bilbao, no es otro de que “Vaya semanita”. Me extrañaría que no hubierais visto en ningún zapping alguno de sus desternillantes sketches, en los que se ríen de todo lo de allá arriba, desde la política vasca (tan poco sosegada, por desgracia), al hecho de que allí, por lo visto, no hay quien folle (esto me gustaría que me lo confirmara alguien de por allí), o las penurias de sus equipos de fútbol. Para el que no sepa que es esto, demostración:

Por su parte, el catalán sería “Algunas imatges mes” (también podría hablar de Polonia, pero me mola más éste). Sí, está en catalán (aunque no todo), pero qué más da cuando lo que importa es echar unas risas, haciendo un zapping muy, muy elaborado, y realmente cachondo. Para muestra, un botón.

Por último, el madrileño. Y este no es de humor, precisamente. Me estoy refiriendo al “imparcial” programa de Curry Valenzuela (de donde sacaron a esta señora, espero que guardaran el ticket), llamado “Alto y claro”, que sirve de altavoz a las doctrinas populares: tertulia diaria donde solo hay una dirección de opinión, y que no se toma vacaciones ni en verano (que afición a despotricar, madre mía). Lo malo es que no es el único, y tienen, o tenían, al también “imparcial” Sáez de Buruaga por las noches con otro super debate (completamente objetivo, no os vayáis a pensar). De “Alto y claro” os hubiera puesto un vídeo pasado por el filtro de APM, pero como no hay, tendréis que conformaros con ver como pasan de la huelga en telemadrid como de la mierda...

Y os preguntaréis, ¿a dónde quieres llegar con esto? Pues muy sencillo, que dependiendo del color político del que manda, se permite más cachondeo, menos, o ninguno, o dicho de otra manera, se utiliza más o menos la tele pública para hacer política.

1 comentarios:

mardric dijo...

Joooodo vaya cuadrilla: Curry Valenzuela, Isabel San Sebastian, Sainz de Vuruaga, Carlos Dávila, me pregunto de quien o de que hablaran todo el rato...Lo que hace que ya no estén en el corrillo de Maria Teresa Campos.

Publicar un comentario