viernes, 16 de noviembre de 2007

+ Pensamientos aleatorios

Unas cuantas paradojas:
“Antes de hablar, quiero decir unas palabras...”
“Sales después del último...” (pero si entonces ya no es el último, ¿cuando salgo?)
“¿Es la palabra "heterológico", que significa "que no describe a sí mismo", heterológica?”

Las dos reglas para tener éxito son:
1. Nunca decir todo lo que sabes.

Si Descartes hubiera vivido en estos tiempos, habría llegado a la siguiente conclusión (más o menos):
Tengo culo, luego tengo opinión. Tengo opinión, luego tengo blog. Tengo blog, ¿luego existo?

¿Por qué hay que cambiar las toallas? Si cuando sales de la ducha, eres la cosa más limpia de casa, ¿no se limpia la toalla contigo?

Una reflexión:
Si un problema tiene solución, ¿de qué te preocupas? Y si no la tiene, ¿de qué te preocupas?

1 comentarios:

Isabel dijo...

Esto me recuerda dos grandes frases:
1. Hay dos palabras en la vida que te abrirán muchas puertas: tire y empuje.

2. Cuando alguien te pregunte ¿por qué?, una de las mejores respuestas es: ¿y por qué no?

Publicar un comentario